ALEX UBAGO

La esencia como clave en tiempos de cambios

El cantante tiene nuevo disco y dice que le gusta avanzar.

Foto: Difusión

  •  
BELÉN FOURMENT11 sep 2017

Cambiaba el milenio, se palpitaba la crisis y las radios le hacían lugar a un cantante español que presentaba una balada intensa y con cierta carga erótica a dúo con Amaia Montero, que estaba en pleno ascenso con su banda de entonces, La Oreja de Van Gogh. Aquella carta de presentación, "Sin miedo a nada", sirvió para que América Latina arropara a Alex Ubago, quien años más tarde se instalaría un año de este lado del océano, por tanto compromiso laboral.

Desde entonces, el español hizo una carrera sólida de buenas ventas, alguna que otra canción despegándose de sus discos y haciendo camino propio, y giras constantes que siempre lo están trayendo de vuelta a la región. Su última vez en Uruguay, de la que guarda buenos recuerdos, fue en 2014, en el marco de un tour bastante largo que hizo que su vuelta al estudio se demorara un poco.

Ahora, Ubago tiene un nuevo disco: Canciones impuntuales, que fiel a su estilo, transita por la balada romántica aunque con un punto de vista un poco más maduro. "No es lo mismo cómo escribes del amor a los 20 que a los 36", comenta a El País y habla orgulloso de un disco que siente como "redondo".

Si no puede ver el video, haga click aquí.

—¿Sos muy exigente con las canciones cuando las estás trabajando?

—La verdad es que sí, soy bastante exigente y perfeccionista. Y en concreto con este disco tenía ganas de que fuera un gran disco, por eso había un nivel de exigencia grande por mi parte y desde la discográfica. Sobre todo con la intención de dar lo mejor de mí.

—¿Qué tan atento estás a los movimientos del mercado? Porque cuando empezaste tuviste un éxito muy grande con "Sin miedo a nada", que sienta un precedente en cuanto a repercusión que después puede ser difícil de igualar. ¿Estás pendiente del impacto de tus temas o no te importa?

—Sí me gusta tener la sensación de que avanzo, más allá de las ventas. Es verdad que cuando yo empecé la industria funcionaba de otra manera, todavía se vendían discos (se ríe) y probablemente repetir aquello sea complicado. Pero he tenido la suerte de tener canciones que han conectado con la gente, y sí estoy bastante pendiente de lo que suena, de las tendencias y de tratar de renovarme. No me preocupo por superar las ventas pero sí por dar lo mejor de mí y que me emocione lo que hago, para que de esa manera emocione a mis fans. Trato de no perder mi esencia.

—En Canciones impuntuales tenés una colaboración con Luis Fonsi, un baladista que hoy es número uno en un estilo bien diferente, con "Despacito". ¿Te preguntás si podrías hacer una transición de ese tipo?

—Sí. Claro que me lo pregunto y me lo planteo... Y no lo sé. Nunca digas de esta agua no beberé. No descarto una transición sea en la dirección que sea; me parece que es positivo y que está bien plantearse el cambio. Pero no me gusta que sea de una manera forzada, sino que las canciones que salen marquen el sonido de un disco o un single. No quiero hacerlo porque es lo que hay que hacer; si me saliera de mi estilo de manera radical, tendría que ser porque me es creíble y me siento cómodo.

Si no puede ver el video, haga click aquí.

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.